domingo, 1 de febrero de 2009

Pico y Placa todo el día en Cali

Betado

Definitivamente la idea de implantar el Pico y Placa las 24 horas del día, tal como se hizo en Bogotá, no tiene ambiente en Cali. Si acaso, se contemplará ponerla en marcha en unas zonas puntuales, como el centro de la ciudad.

Caos. Por momentos, el centro de Cali se vuelve caótico. La alta densidad de carros en sus calles estrechas invadidas, además, por ventas informales. Los peatones también se mueven con dificultad entre el nudo automotor.


Entre los asistentes al encuentro hubo consenso en que los problemas de movilidad de la capital del Valle no son tan agudos como los de Bogotá y que por ello no es necesario implantar la restricción vehicular durante todo el día. El único de los asistentes que se mostró partidario de implantar esa medida fue el transportador Harvey Hurtado.

En la mesa redonda participaron el secretario de Tránsito, Fabio Cardozo; el subdirector de Planeación, David Millán; el subdirector de Infraestructura Vial, Néstor Martínez; el presidente del Concejo, Milton Castrillón; la presidenta de Fenalco, Rosita Jaluf; el transportador Harvey Hurtado; Arabella Rodríguez, del Cali Cómo Vamos; Miguel Charry, de la Asociación de Ingenieros; Juan Carlos Vallecilla, de la Sociedad de Arquitectos; el ex congresista Ramiro Varela; el abogado y experto en movilidad Víctor Hugo Vallejo y la académica Jackeline Murillo.

Pico y placa para el centro

Uno de los temas más controvertidos en la reunión fue la posibilidad de implantar el Pico y Placa las 24 horas en el centro de la ciudad, propuesta impulsada por el secretario de Tránsito Municipal, Fabio Cardozo.

La iniciativa tuvo una fuerte oposición de la presidenta de Fenalco, Rosita Jaluf de Castro, quien aseguró que “en el centro no hay trancones” y que “no se debe discriminar esa zona porque se afecta notablemente el comercio que tiene que hacer promociones cada día para sobrevivir”.

El Secretario de Tránsito, por su parte, señaló que “el centro de Cali está tugurizado, desordenado y es necesario recuperar las vías y el espacio público invadido por ventas ambulantes, sobre todo ahora que va a pasar el MÍO por allí”.

El subdirector de Planeación, David Millán, fue un poco más allá y dijo que una medida eficaz sería sacar todos los carros particulares del centro de la ciudad como se hace en las grandes ciudades del mundo y sólo permitir su circulación por el pericentro (los alrededores del centro), a fin de que la gente entre a pie al área central.

Frente a lo anterior, Arabella Rodríguez, del programa Cali Cómo Vamos, propuso crear parqueaderos satélites alrededor del centro, administrados por grupos vulnerables, donde la gente pueda dejar su carro y entrar a pie al corazón de la urbe.

Diagnóstico sobre la movilidad
Respecto a la situación de la movilidad en la ciudad, el ingeniero Ramiro Varela sostuvo que la ciudad no tiene plan vial, ni plan de movilidad. Recalcó que esta semana se cumplieron cuatro meses del plazo final dado para presentar los diseños del plan de movilidad y aún no se tiene.

Arabella Rodríguez, coordinadora del Cali Cómo Vamos, aseguró que construir más vías no resuelve los trancones, porque éstos se van a atomizar en la ciudad. “Grandes ciudades como Los Ángeles y Nueva York son ejemplo de que más vías no resuelven el problema”, explicó.

El presidente del Concejo Milton Castrillón dijo que el problema de movilidad en Cali tiene tres aspectos. Uno, de carácter estructural por falta del mantenimiento de la malla vial. Un segundo aspecto es que sobran muchos buses de servicio público que no se han chatarrizado, y tercero, la falta de cultura de los conductores.

Víctor Hugo Vallejo y Néstor Martínez coincidieron en que en Cali no hay trancones, porque según estándares internacionales, un trancón es un carro encendido parado una hora en la congestión vial. Aquí lo que hay es pequeños problemas de tráfico, aseguraron.

Sostuvieron que el tránsito no es un problema físico sino de conducta humana y que el gran problema lo genera el sector del transporte público. “Paran donde quieren, andan sin pasajeros gastando gasolina, contaminando y estorbando”.

Lo mismo ocurre con los taxis que tienen ‘terminalitas’ en todas partes y se toman las calzadas de circulación vial.

Rosa Jaluf de Castro, presidenta de Fenalco, coincide en que el gran problema del tránsito de la ciudad son los buses y taxis que andan sin control en las vías. En ese sentido, aseguró que hace falta más autoridad y la misma ayuda de la Policía para ejercer control en el tráfico vehicular.

Harvey Hurtado, gerente de la empresa de buses Recreativos, reconoció que hay prácticas indebidas en el transporte público, pero sostuvo que la problemática del tránsito de Cali no es de crisis.

Advirtió que hay otros modos de transporte en la ciudad que contribuyen al caos del tráfico como los carros particulares, las motos, las bicicletas y las carretillas, que en la actual etapa promocional del MÍO han dañado buses padrones y articulados por invadir el carril exclusivo.

Miguel Charry, vicepresidente de la Asociación de Ingenieros del Valle, sostuvo que el problema del movilidad es de falta de planeación, más que de tráfico. “Aquí nos estamos quedando en la coyuntura, pero no estamos mirando en contexto la situación y eso implica una reforma y aplicación del Plan de Ordenamiento Territorial y la creación de una Secretaría de Movilidad que mire el problema de manera integral”, dijo.

En esto coincidió con David Millán, quien dijo que la movilidad depende del tipo de sociedad que somos. La ciudad es el resultado de la sociedad que tenemos, la cual se ha urbanizado en un 53% sin ningún criterio de orden y planeación. Por eso el concepto de movilidad no puede ser diferente.

Juan Carlos Vallecilla, de la Sociedad de Arquitectos, pidió, primero que todo, establecer un programa detallado y concreto de la entrada en operación del MÍO, el tren ligero o las futuras soluciones de movilización a largo plazo, para sincronizar los componentes de la movilidad que son los actores, los tiempos y los espacios. Lo demás es aplicar las normas existentes.

Soluciones

El secretario de Tránsito, Fabio Cardozo, indicó que el plan de 21 megaobras por valorización es la respuesta al problema de movilidad, empezando por la extensión de la vía circunvalar hacia el sur. Precisó que habrá planes de desvíos de acuerdo al cronograma de ejecución de obras.

Los analistas identificaron otras soluciones, como la eliminación de las ‘terminales amarillas’ o zonas de parqueo de taxis que se toman calzadas de circulación. Respetar los paraderos de buses para que no paren en cualquier parte; no estacionarse en vías públicas, vías arterias, principales o vías del centro de la ciudad, en lo cual ayudaría la construcción de más parqueaderos públicos.

También se planteó vincular a la Policía al sistema de control de tráfico para que se gane en autoridad y cobertura. Considerar planes de contraflujo y desvíos puntuales en situaciones críticas. Igualmente hacer un plan de reestructuracion de rutas y evitar el paralelismo de rutas con el MÍO.

Asimismo, se reclamó una reestructuración administrativa en la Secretaría de Tránsito y en Planeación Municipal para que hagan una gestión eficiente en el manejo del tema de movilidad y, en lo posible, crear la Secretaría de Movilidad.

De igual manera, se propuso reformar el Plan de Ordenamiento Territorial y formular un plan de choque en movilidad que dinamice la ciudad, sus espacios públicos y de circulación.

Impulso a las ciclorrutas

El Secretario Fabio Cardozo anunció que para empezar a resolver los líos de movilidad en Cali, este año le dará un fuerte impulso a la creación de ciclorrutas por donde puedan circular los ciclistas, ya que las bicicletas en las vías son uno de los principales problemas que tiene la tránsito de la ciudad. “Esa es una solución saludable y de bajo costo”, indicó.

También previó la creación de un comité que se encargue de estudiar y buscar soluciones a la problemática circulación de motos.

Asimismo, dijo que se creará un Comité de Movilidad en donde se empezarán a buscar soluciones, se hará una actualización del plan vial con una encuesta de origen y destino y otros estudios, para lo cual se invertirán $2.800 millones, a fin de tener un plan de movilidad. en el 2009.
Dato clave

A mediados de este año debe haber salido de circulación el 46% de los buses de servicio público de Cali; es decir, 1.642. El Tránsito dice que hasta ahora se ha chatarrizado el 30%, pero algunos sostienen que no hay juego limpio.
Fuente: El pais

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada